Contacto Boletín

| Noticias Generales | Argentina

22-01-2024

Argentina: Alba Sud recolzem l'aturada general del 24 de gener

Editorial | Alba Sud

Enfront del Decret de Necessitat i Urgència (DNU) i la Llei Òmnibus del govern de Javier Milei, un ajust neoliberal que posa en risc tota la societat argentina i constitueix un laboratori de la ultradreta al món, manifestem el nostre suport a la mobilització sindical i popular del pròxim 24 de gener.


Crédito Fotografía: Allan McDonald | Rel UITA.

(article disponible només en castellà)

El próximo 24 de enero de 2024 se realizará en Argentina el primer paro general de 24 horas contra el gobierno ultraderechista de Javier Milei. Está convocado por la Confederación General del Trabajo (CGT), laprincipal organización sindical del país, y también por la Central de Trabajadores y Trabajadoras de la Argentina (CTA-T), la Asociación de Trabajadores del Estado (ATE), la Central de Trabajadores de la Argentina Autónoma (CTA-A), así como diversas organizaciones sociales articuladas en torno a la Unión de Trabajadores y Trabajadoras de la Economía Popular  (UTEP), entre otras. Asimismo, la Asamblea Feministase suma a movilización durante la jornada de paro.

Esta convocatoria expresa el rechazo al Decreto de Necesidad y Urgencia (DNU), aprobado por Javier Milei el 20 de diciembre de 2023, a los pocos días de asumir el cargo presidencial. Este decreto pretende implementar la reforma laboral menos equitativa de la historia argentina, por cuanto deroga y modifica una gran cantidad de derechos sociales existentes. Todas las modificaciones son regresivas y lesivas para las clases trabajadoras. Desde su anuncio se han producido diversas protestas y demandas de nulidad ante los tribunales. Entre estas, la petición de la CGT prosperó y la Cámara Nacional de Apelaciones del Trabajo ordenó la suspensión del capítulo del decreto referente al derecho laboral. Actualmente, continúa vigente dicha suspensión y el expediente ha sido enviado a la Corte Suprema de Justicia de la Nación. Pero el riesgo de su plena aprobación continúa presente. 

También muestra el repudio a la Ley Ómnibus, que pretende instalar en Argentina el ideario ultraliberal y conservador de Milei. Esta propuesta de Ley, con más de 644 artículos, cambiaría gran parte de la estructura económica, política y social de Argentina. En estos momentos, se está negociando su contenido, ya que necesita la aprobación del Congreso para seguir el proceso. Algunos de los puntos más controversiales y en negociación son: la privatización de empresas públicas, modificaciones en el mecanismo electoral, la obediencia debida y cambios en materia de educación, cultura, género y medio ambiente, así como modificaciones en las jubilaciones.

Lo que está en juego

Como se denuncia desde la Rel-UITA, la movilización del 24 de enero es una respuesta ante los “ataques a los derechos laborales para favorecer al capital, como la modificación del sistema de indemnizaciones por despido, la eliminación de multas a empleadores por registros laborales deficientes, la desregulación del financiamiento a las obras sociales de los sindicatos y restricciones a huelgas en sectores críticos como salud y educación”.

Con esta ofensiva, que recuerda la “doctrina del shock” neoliberal de funestas consecuencias sociales en América Latina, el gobierno de Javier Milei defiende que el derecho del trabajo, y la idea de trabajo justo en su conjunto, constituye un obstáculo para el crecimiento y desarrollo de la economía. Por el contrario, ha quedado demostrado que los contratos basura no generan más empleo, sino que deterioran las condiciones de vida primero individuales y, luego, de la sociedad en su conjunto. Esta iniciativa recuerda, en muchos aspectos, la reforma laboral que se hizo en España en 2012, en un contexto de fuerte crisis económica, bajo el gobierno derechista del Partido Popular de Mariano Rajoy, y que con la facilitación de la terciarización o subcontratación extendió la precariedad laboral, como analizamos desde Alba Sud en relación con el colectivo de las camareras de piso. Ahora, en Argentina, de nuevo se justifica la terciarización para bajar los costos en los salarios, pero también para debilitar la organización sindical. El DNU específicamente derogó lo relacionado con la solidaridad de obligaciones entre quien contrata trabajadores y trabajadoras bajo subcontratación y su empleador, e incluso deja sin efectos sentencias de hace muchos años que condenaban al verdadero empleador de los trabajadores.

Ataques contra el derecho a huelga

Ante esta convocatoria, el poder ejecutivo ha emprendido una campaña de amedrentamiento y deslegitimación, sobre todo desde los ministerios de Seguridad y de Justicia, para limitar y evitar la participación popular. Así, se ha amenazado con un despliegue inusitado de las fuerzas de seguridad y persecución penal posterior a quienes infrinjan el protocolo dispuesto por el Ministerio de Seguridad, imposición a las organizaciones convocantes de multas para el pago de los gastos ocasionados por el dispositivo policial dispuesto, descuentos salariales de día de huelga a personas contratada por el Estado, declaración de ilegalidad de la huelga.

Frente a estas amenazas, hay que recordar que en Argentina el Derecho a Huelga está garantizado por la Constitución nacional y los tratados internacionales de derechos humanos con jerarquía constitucional y, por lo tanto, estamos ante el ejercicio de un derecho humano. La huelga ha sido definida por la Corte Interamericana de Derechos Humanos como el derecho más poderoso que tienen los trabajadores y trabajadoras para defender sus derechos e intereses. Asimismo, la huelga ha sido convocada ante el atropello y la derogación de gran cantidad de derechos laborales que hizo el actual gobierno en su DNU 70/23. La Corte interamericana de Derechos humanos destaca que el Estado tiene la obligación de respetar el ejercicio del derecho a huelga, y que el mismo no puede ser sancionado ni penalizado por el Estado ni por las empresas privadas.

Movilizaciones de apoyo

Ante la gravedad de esta situación, desde Alba Sud, como centro de investigación especializado en turismo desde perspectivas críticas, con sede en Barcelona y presencia en diversos países latinoamericanos, entre ellos Argentina, queremos manifestar nuestro apoyo pleno a las movilizaciones del paro general del 24E.

Así, además de estar presentes en las movilizaciones en Argentina, hacemos un llamado a participar en las múltiples concentraciones de apoyo que internacionalmente se están convocando.

A continuación, destacamos algunas de las convocatorias en otras ciudades del mundo para este 24 de enero:

  • Buenos Aires (Argentina): Congreso de la Nación, 15:00.
  • Barcelona (España): Plaza Sant Jaume, 18:30.
  • Montevideo (Uruguay): Embajada Argentina, 13:00.
  • Santiago de Chile (Chile): Consulado de Argentina, 19:00.
  • Brasilia (Brasil): Embajada Argentina, 10:00.
  • París (Francia): Frente la Embajada Argentina, 18:00.
  • Ginebra (Suiza): Plaza de las Naciones, 19:00.
  • Bruselas (Bélgica): Plaza de la Monaaire, 17:30.

#24E Paro General